Lunes, 15 Abril 2019

El geógrafo José Juan Cano afirma que "en el mundo se recupera con éxito patrimonio histórico por iniciativa ciudadana", experiencia "extrapolable" a Santa Cruz

  CP Tenerife
Valora este artículo
(0 votos)

Canarias Plural_

Redacción Tenerife

 

El profesor de la UNED y miembro del ICOMOS España, que abrió el nuevo ciclo de charlas de la asociación Nuestro Patrimonio, explicó proyectos comunitarios desarrollados en México, Guatemala y Canarias, en que los propios vecinos toman la iniciativa, con asesoramiento técnico y luego buscan el apoyo público y privado

El doctor en Geografía Juan José Cano, profesor de la Universidad Española a Distancia (UNED) y miembro del Consejo Internacional de Monumentos y Sitios (ICOMOS España), sostiene que la conservación del patrimonio cultural de Canarias es un proceso en el que lo deseable es llegar a una fase en que la sociedad pase del desconocimiento o falta de interés sobre sus señas de identidad a tomar la iniciativa para su recuperación y revalorización, tanto en la dimensión cultural como económica.
"En el mundo ya hay  muchas experiencias existosas en las que se ha recuperado patrimonio histórico por inciativa de los propios ciudadanos, proyectos comunitarios cuya metedología y filosofía se pueden extrapolar a El Tosca o Taganana, en Santa Cruz de Tenerife, y a cualquier otro municipio canario", ha recomendado durante su conferencia inaugural de un ciclo de charlas coloquio organizado por la Asociación Nuestro Patrimonio, bajo el lema 'Hablemos de Patrimonio' y que, al igual que su ponencia, tendrá lugar en la Sala MAC de la capital tinerfeña durante 2019 con periodicidad mensual.
La idea de Cano consiste en que las iniciativas ciudadanas, con el debido asesoramiento técnico, pueden convertirse en realidad buscando luego financiación pública y/o privada, teniendo las intituciones públicas un papel de acompañantes de los promotores ciudadanos,  pero no las que lideren el proceso.

LOS LUGARES Y LOS NO LUGARES
"A veces pensamos en qué atraerá al visitante, pero se pierde la perspectiva de lo que los residentes sienten por el patrimonio, de modo que hay lugares símbolos de nuestra memoria colectiva porque se conocen y se viven pero que a veces si no conocen no se siente apego por ellos, que son 'los no lugares", razonó el también profesor de la Escuela de Turismo de Santa Cruz de Tenerife  así como director técnico del Proyecto Caminaria, promovido por la Dirección General de Patrimonio Cultural del Gobierno de Canarias. Su tesis doctoral trató precisamente sobre la red de caminos tradicionales de Tenerife.

PROYECTOS EN MÉXICO Y GUATEMALA
Cano expuso ejemplos de estas iniciativas lideradas por los propios ciudadanos en diferentes países y en Canarias. Así, destacó cómo en México, en la Baja California, se está recuperando la antigua Ruta del Misionero, y cómo las comunidades situadas en esas antiguas misiones religiosas del siglo XVII han logrado impulsar el geoturismo y la recuperación de antiguas minas abandonas, es decir, patrimonio industrial.
También citó el caso de una pequeña comunidad guatemalteca, San Antonio del Alto, próximo a la ciudad de Antigua, que es Patrimonio de la Humanidad como La Laguna, y adonde llevó a cabo su labor humanitaria -fundó hospitales- y evangelizadora Pedro de San José de  Betancur, el santo Hermano Pedro original de Vilaflor. Allí los vecinos han  recuperado una ruta botánica y turística, que incluye el rescate del esquisúchil plantado por el santo tinerfeño, y han creado una empresa cooperativa dentro de lo que se denomina turismo comunitario, que goza de una gran tradición en América.
En Chimiche, población de Granadilla, Cano también asesoró a los vecinos en un proyecto comunitario que permitió acciones de rehabilitación paisajística y de rescate de tradiciones culturales.

CUANDO LOS  CAMINOS SON EL CAMINO
Como experto en caminos tradicionales, el geógrafo expuso tambien otras iniciativas en las que se está tratando de impulsar la participación de los vecinos en la recuperación de estas antiguas vías pedestres, lo cual tiene una vertiente cultural patrimonial pero también económica, pues dinamiza la economía de los lugares por donde transitan los senderistas.
Con el proyecto Caminaria señaló que se ha elegido un camino en cada isla, y en el caso de Tenerife es el camino Rreal de Chasna, "uno de los más emblemáticos", dijo, y en cada caso se ha creado una vinculación ya con los vecinos y con sus visitantes .
Comentó también el caso del camino de Las Lecheras, que vinculaba La Laguna con Santa Cruz,  y sobre el que hace años se está trabajando entre asociaciones de vecinos, expertos técnicos y administraciones públicas, y se ha logrado señalizar algunos sectores.
Igualmente destacó el esfuerzo que se está haciendo por difundir el camino de La Cañada Lagunera, en la vega de La Laguna, y uno de cuyos ramales es precisamente el de Las Lecheras. Varios miles de personas ya lo han conocido.
Asismismo, el Camino Viejo de Candelaria, decalrado Bien de Interés Cultural, que unía La Laguna con la Villa Mariana, también es objeto de estudio y recuperación, en una proyecto liderado por el Cabildo pero también con una labor de concienciación comunitaria sobre todo desde Candelaria.
En estas acciones, Cano puso de manifiesto el caso del Camino del Hermano Pedro, entre Vilaflor y la costa de Granadilla,  en favor del cual lleva años promoviendo diferentes acciones, y por el cual se celebrará el día 27 una ruta organizada que ya goza de gran predicamento entre los caminantes. Precisamente sobre esta histórica vía, según recordó Cano, diferentes colectivos han suscrito un manifiesto para animar a su restauración y  en contra de las "aberraciones" que se han hecho en algunos tramos, con obras, algunas públicas, que lo desvirtúan con materiales o diseños alejados de sus valores históricos.
Interesante también es la Ruta Noctura al Ere del Hermano Pedro, la cual subrayó este experto, y que parte todos los años desde El Médano a través del cauce de un barranco próximo a la cueva del santo, adonde los pastores llevaban antiguamente a abrevar a su ganado, pues al escarbar se encuentra agua dulce.
EL PATRIMONIO MILITAR
Este geógrafo también puso de relieve las jornadas en cuya organización colaboró con la Concejalía de Patrimonio HIstórico de Santa Cruz de Tenerife sobre patrimonio histórico militar, a raíz de las cuales se ha iniciado una exploración arqueológica de la batería de San Francisco, junto al AUditorio de Tenerife, como paso previo a su restauración para poder ser visitada. Igualmente participó en unas jornadas sobre caminos tradicionales que partían antaño de los cascos históricos de  la capital tinerfeña.

CICLO DE CHARLAS COLOQUIO DURANTE TODO 2019
El ciclo continuará todo el año y principios de 2019. Las siguientes conferencias las impartirá, el 16 de mayo, José Carlos Cabrera, jefe del Servicio Administrativo de la Unidad de Patrimonio Histórico del Cabildo de Tenerife, con el título ‘La catalogación del patrimonio arquitectónico. Una asignatura pendiente’; y el 12 de junio, José Farrujia, profesor de Arqueología de la Universidad de La Laguna, que versará sobre ‘Los indígenas canarios en la Ley de Patrimonio Cultural de Canarias’.
A lo largo del ciclo que ahora comienza están previstas conferencias de Luz Marina Herrera, profesora de Geografía Humana de la ULL, Facundo Fierro, escultor, pintor y escritor; Manuel Hernández González,, catedrático de Historia la ULL; Álvaro Santana Acuña, profesor de Sociología en Whitman College de Estados Unidos; Juan Carlos Díaz Lorenzo, periodista e historiador especializado en historia marítima; Wolfredo Wildpret, catedrático emérito de Botánica de la ULL; Lucas Balboa, diseñador de moda; Miguel Ángel Clavijo, profesor de Historia Antigua de la ULL y en la actualidad director general de Patrimonio Cultural; Chus del Real, arquitecto; José Andrés Domínguez, ingeniero de caminos, canales y puertos; y miembros de la Fundación Canaria Telesforo Bravo-Jaime Coello, a los que se podrán unir otros conferenciantes.
jj4