Domingo, 19 Noviembre 2017

WHATSAPP EN MODO SILENCIO

 
Valora este artículo
(32 votos)

CP Editorial_

Canarias Plural © Juanca Romero H.

 

WhatsApp en modo silencio

El concejal del PSOE  Zebenzuí González, y las estrategias políticas

 

Ya nadie habla de las andanzas de ese concejal aficionado a toquetear las teclas de su teléfono móvil, enviando mensajes con contenido sexista y una alta carga de inmoralidad. Atrás quedaron los días en los que incluso los medios de comunicación del estado español se hacían eco de las “travesuras” del socialista Zebenzuí González. Ahora son otros los que ocupan las portadas de la prensa relegando al ostracismo al revoltoso edil del PSOE en el municipio de San Cristóbal de La Laguna. Pero recordemos brevemente el contexto y el contenido. 

Mensajes Zebenzui Glez 001Corría el mes de septiembre cuando se filtraron a la prensa una serie de mensajes de WhatsApp enviados por el edil socialista Zebenzuí González a un grupo de la misma red social, compuesto por otros miembros y simpatizantes del PSOE de la comarca nordeste de la isla de Tenerife. En esos mensajes podían leerse frases tan rotundas como “Yo a follar… jejejejejeje… con empleadas que pongo yo y enchufo en el ayuntamiento… y después hacer campaña por frikis”. También habría que recordar que estos mensajes se los quería enviar el sombrío edil a un amigo suyo -entiendo que vinculado al ayuntamiento o al partido- pero que por una confusión, lo envió al grupo de los socialistas en la comarca nordeste, o lo que viene a ser  lo mismo, toda esa parte de Tejina, Valle de Guerra, Bajamar y La Punta del Hidalgo. 

Equivocado el mensaje o no, el contenido del mismo es deleznable y fue escrito por Zebenzuí González, quien ahora viste de broma y/o mala interpretación lo que en él se expone; presuntos favores o chantajes sexuales a cambio de trabajo, burlas y descalificaciones hacia sus compañeros de partido calificándolos de frikis… y a pesar de lo que muchos puedan estar pensando, este personaje de la cosa pública no está aún fuera del Ayuntamiento de La Laguna y sigue ostentando el cargo de concejal, llenando de mierda el nombre de una ciudad acostumbrada a tener entre sus políticos mucha escoria y poco intelecto. 

Pasados unos meses desde que explotó la bomba informativa, la situación es la siguiente:

  • Zebenzuí González sigue disfrutando su acta de concejal al módico precio nominal de 58.381,26 €/año.
  • Desde que se hicieron públicos los mensajes de WhatsApp, el concejal protagonista no ha aparecido por los plenos… y de momento ni se le espera. Ya me gustaría a mí poder mamarme un sueldito y no aparecer por mi puesto de trabajo.
  • El PSOE estatal, bajo el mando del ahora agrisado Pedro Sánchez, ha dado luz verde para hacer efectiva la baja en el partido, del abogado whatsapero después de dos meses en los que la tibieza se adueñó de este expediente.
  • El Partido Socialista Obrero Español (PSOE) en el municipio, permanece callado cual fulana esquinera mientras espera la caída del sol. A los que están ocupando acta de concejal, y de ellos/as hablaré ahora, no se les oye ni piar sobre este asunto.

SueldoZebenzui

 

Analicemos la situación y vayamos un poco más allá.

El Ayuntamiento de La Laguna está gobernado por Coalición Canaria, ese partido enquistado en la política de la provincia de Santa Cruz de Tenerife –porque en la de Las Palmas de Gran Canaria vale lo que un duro de plastilina-. Su Alcalde es un tal José Alberto Díaz, conocido por dejarse ver en el escenario de la Plaza del Cristo para entregar placas, diplomas y trofeos. El gobierno municipal se sostiene gracias al apoyo de las/os ediles socialistas Mónica Martín, para quien fotografiarse para las redes sociales se ha convertido casi en una máxima, la concejala María José Castañeda y el díscolo y amante de los mensajes calentitos vía WhatsApp, Zebenzuí González. De los perseguidos y catalogados como rebeldes, Javier Abreu y Yeray Rodríguez, hablaré en otra ocasión, y sobre como el bando “sectario” del PSOE lagunero les quiere declarar por muertos. 

Mientras Coalición Canaria tenga comiendo de su mano a Mónica, Mª José y Zebenzuí, la estabilidad de la poltrona municipal no está en peligro porque la suma de votos les hace estables. Pero es ahí donde comienzan a surgir los miedos, ya que el hipotético abandono del acta como concejal del edil tejinero, haría que corriese la lista de candidatos del PSOE en las últimas elecciones, tocándole el turno a Silvia Maestre, fiel al repudiado Javier Abreu y crítica con las políticas municipales que abandera Coalición Canaria. Dicho de otro modo y en cristiano: que si Zebenzuí González se raja, caerá una moción de censura del tamaño de una grúa municipal – seguro que al alcalde le gusta la metafórica comparación-. 

Como estará comprobando, amigo lector, a veces la política puede parecerse más a un burdel de cinco puertas, que a una maquinaria creada para solucionar los problemas de la ciudadanía. ¡Así están las cosas en La Laguna! Es por eso que a nadie le extrañaría que el concejal “Super WhatsApp” se quedara agazapado en el grupo mixto como concejal flotante, al supuesto servicio de quien ahora gobierna, y sin aparecer por los plenos hasta que los tiempos electorales vuelvan a colocarnos en elecciones municipales. A nadie extraña que el PSOE en La Laguna sea actualmente algo parecido a un cortijo en el que la chaqueta de pana sin corbata haya dejado paso al silencio de los corderos… algunos de ellos degollados por otros corderos. Un PSOE desdibujado y prostituido por las ansias de poltrona permanente. Un PSOE permisivo, o al menos blandengue, con actitudes que nada tienen que ver con el auténtico socialismo. 

ZebenBloq TwitterA usted me dirijo, señor concejal

Señor González, déjeme decirle que usted no me gusta. No me simpatizan los responsables públicos que pecan de cobardía, brabucones y poco transparentes. No me gustan los responsables públicos que aún cometiendo errores como el resto de mortales, se esconden y callan. No me gustan los responsables públicos que se llevan calentito un sueldo sin hacer que sus propios cojones suden por trabajar para un pueblo que les ha colocado ahí. No me gustan los responsables públicos que no saben encajar las críticas, ni aquellos que bloquean en las redes sociales a los periodistas que somos críticos con su gestión y forma de actuar.

De usted yo no espero nada, y en realidad creo que los ciudadanos tampoco. Ya no creemos que la dignidad le lleve a dejar el acta de concejal. Señor Zebenzuí González, usted representa a ese tipo de políticos indignos del cargo que ostentan, inmerecedor del respeto de los ciudadanos que representa. Es una lástima que la poca inteligencia política y falta de valores ciudadanos se haya instaurado en las instituciones, que la falta de calidad política sea la pauta a seguir. Usted representa lo peor de la política, y permítame que se lo diga desde el respeto, también mucho de lo peor del ser humano. 

JUANCA Monadas001

"Puedo callar, dejar de escuchar e incluso dejar de mirar, pero jamás pondré la otra mejilla"

 

Modificado por última vez en Domingo, 19 Noviembre 2017 21:15